Mejor-Bicicleta-Fat-BIke-Electrica

Cada vez se ven más en las calles bicicletas eléctricas de este estilo, cuya forma y estilo de ruedas gordas le dan más estabilidad en suelos de arena, piedras e incluso nieve, estas en combinación de un motor eléctrico potente son unas de las formas más divertidas, ecológicas y todo terreno que te impulsa por las rutas más difíciles.

Si estas en busca de la mejor fat bike eléctrica, deberás fijarte en que el cuadro de construcción robusta, sobre todo si vas a hacer grandes rutas difíciles bacheadas, aparte de estructura fuerte deberías tener en cuenta la potencia del motor que te proporcione aceleración cuesta arriba, aunque de todo esto vamos hablar más adelante.

¿Para qué uso una fat bike eléctrica?

Tucano Bikes Monster HB

Bueno realmente cada uno puede circular por cualquier parte con una bici de estas características, al principio sí que la modalidad en la que se usaban era sobre arena o nieve, en ámbito de las competiciones profesionales, estos modelos llamarón la atención tanto que incluso la gente empezó a adaptar sus cuadros de bicicletas para insertarles neumáticos anchos con espaciadores.

Otro sector en auge es el de las bicicletas chopper las cuales inspiradas en las motos americanas suelen disponer de un asiento más cómodo los manillares más amplios y cercanos a los brazos, juntando estos aspectos ofrecen una forma mucho más cómoda y a la vez elegante de conducir una bicicleta.

Al disponer de ruedas anchas no quiere decir que la tengamos que usarla como si fuera la suspensión, ya que podríamos dañarlos o incluso pincharlos, existen modelos que incluso tienen doble suspensión con las que disfrutarás de todas las ventajas de las mtb fat bike con el más puro estilo Downhill.

De igual manera hay que mencionar que, las bicicletas eléctricas no deben de pagar el impuesto de circulación de vehículos de tracción mecánica, ya que no son homologables con este tipo de bici.

Toma en cuenta que, para aquellos vehículos que tengan una estética de bicicleta con asistencia eléctrica, pero cuenten con una potencia superior a la indicada o dispongan de un acelerador, dejarán de regirse por las regulaciones y normas de las bicis eléctricas y pasan a ser consideradas vehículos de motor, por lo que necesitan estar matriculadas, contar con un seguro y acogerse a las normas de homologación de este tipo de vehículo.

Para resumir y dejar en claro los requisitos claves para que tu bici eléctrica no requiera de seguro, permiso de conducir especial y se rija por las mismas leyes que una bici tradicional, siempre debes tener en cuenta los siguientes:

  • Disponer de dos o tres ruedas
  • La potencia máxima del motor debe ser de 250 W
  • El motor debe dejar de funcionar al llegar a los tres escenarios considerados en la ley: al superar los 25 km/h, al dejar de pedalear o al accionar los frenos.
  • El vehículo, sin contar con el peso del ocupante, no debe superar los 40 kilos

¿Por qué comprar una fat bike eléctrica?

Por qué comprarNo tiene que haber un porque, si realmente te preguntas no tienes porque justificarte, porque si que quieres comprarla y punto. Si realmente te llama más el estilo y las ventajas de ofrecerte el poder ir incluso por la arena más fina de la playa en ella montado o en invierno por algunos senderos con nieve sin perder agarre y tracción.

Así que al adéntrate en el mundo de las bicicletas gordas, el cual es algo más extenso que las típicas bicicletas eléctricas pero que al fin y al cabo no tienen una alta complejidad.

Si de verdad te gusta pasar por los caminos más embarrados, riachuelos, saltos en general ir por zonas de campo de rutas complicadas es la mejor opción de compra y si además puedes permitirte un modelo fat bike eléctrico garantizando un extra de potencia en cuestas impulsado con motores eléctricos potentes.

Las bicicletas eléctricas cada vez son más populares y, como consecuencia, es lógico que existan leyes y regulaciones que se encarguen de controlar su uso, lo cual aplica para todos los tipos de bicis que cuenten con un motor, sean modelos de montaña, de carretera o las famosas fat bikes.

Es importante conocer toda la legislación y las normas que regulan el uso y posesión de estas bicicletas en la ciudad y, si vives en España, tu bici tiene que contar con ciertas especificaciones para que puedas darle un uso correcto, además de evitar cualquier tipo de multa, lo cual es algo que todo ciclista prefiere no tener que experimentar.

Para comenzar, cualquier bicicleta eléctrica debe seguir las mismas normas que cualquier otra bici, es decir, seguir todas las leyes de tránsito y conocer muy bien el código de circulación, además de las señalizaciones viales, llevar luces nocturnas y no olvidar el uso del casco cuando se transite por vías urbanas y carreteras, ya que su uso no es obligatorio al ir por la ciudad.

Para que las bicicletas eléctricas no requieran de un permiso o licencia especial para circular es necesario que esta no sea considerada un ciclomotor, lo que se traduce en que sus motores no pueden superar los 25 km por hora y su potencia no puede ser mayor a 250 w, esto debido a que el Parlamento Europeo, en un fallo de 2019, excluyó a estas bicis de las normativas sobre ciclomotores.

¿Es mejor ruedas anchas en las bicicletas eléctricas?

Bicicleta-Fat-Bike

Como todo tiene sus ventajas y desventajas, su parte positiva como siempre es que al tener más contacto contra la superficie le es conveniente en situaciones donde el suelo es muy blando como arena de playa, dunas del desierto, nieve polvo, entre otras.

Para casos extremos de que siempre necesitemos ir por terrenos difíciles sí que sería mejor disponer de más de 4 pulgadas de neumático de ancho, pero en la mayoría de los casos los modelos que ofrece el mercado con 4 pulgadas es más que suficiente siendo mucho más eficiente la adherencia en caminos pedregosos y rutas de bici.

Lo único destacable negativo es que se ve afectada la velocidad máxima necesitando de más pedaleo o un motor potente que te proporcione propulsión extra. Otro de los factores sería algo de peso extra pero no es muy destacable la diferencia de unos a otros ya que en estas bicis se busca agarre más que nada.

Anchos de llanta en las fat bikes eléctricas

Se pueden encontrar llantas super anchas de más de 110 mm de ancho, aunque los modelos más vistos suelen rondar los 50 a 70 mm para un mejor rendimiento en MTB, las extremas diríamos que son para las tipo chopper o de paseo buscando ser más cómodas al llevarlas.

Para un neumático de 4 pulgadas de este tipo deberíamos elegir bicis con una llanta de aproximadamente 60 mm o como mucho 80 mm, asegurando que encaje de una manera eficiente.

Si está pensando en poner neumáticos de 5 o más no es recomendable pasar de los 100 mm ya que proyectos de más de esos se necesitaría mirar de manera más precisa evitando fugas de aire y posibles problemas por no sellar de manera uniforme.

¿Es mejor ruedas de bicicleta sin cámara de aire?

Lo más normal en el mercado es encontrar modelos de bicicletas con cámara de aire y bueno la verdad que sí que se podría lograr que las llantas de bicicleta no tuvieran cámara, pero realmente los beneficios que brinda ir sin ella son escasos.

Si hablamos del peso de una cámara de aire, estas no tienen un gran peso notable que pueda afectar en el rendimiento por pedaleo o el uso de la electricidad, solo te podría recomendar ir sin cámara, si sabemos que el terreno va a estar constantemente lleno de ramas o piedras punzantes en los que se pincharía la cámara en demasiadas ocasiones, en todos los demás casos lo mejor es llevarla puesta y si tenemos la mala suerte de tener un pinchazo poder repararlo con un parche para pinchazos o sustituirla por un recambio nuevo.

¿Qué diferencias hay entre una fat bike y una bicicleta de montaña?

Multibrand Distribution

La principal diferencia entre una MTB y una fat bike es que los cuadros dan igual en el material que estén construidos, aluminio, fibra de carbono, lo que necesitan es que en la parte de la horquilla delantera tener más hueco para la rueda más ancha, de igual manera la zona trasera vamos a necesitar ese espacio extra para la colocación de las llantas.

En el pasado en la década de los 80 se empezaron a construir las fat bike juntando dos o tres horquillas para que en Alaska se consiguiera ir en bici por nieve, todo esto a mejorado y las marcas fabrican modelos específicos de altas prestaciones.

No vas a pasar tan desapercibido, aunque ya se van viendo más por las calles seguirás siendo uno de los pocos que posee una, de esta manera llamaras un poco la atención al montar en una, pero sinceramente que miren todo lo que quieran tu eres el que disfrutarás al máximo de ella.

Bandas de rodadura de una fat bike

Creo que en este sentido no hay que fijarse demasiado ya que los diseños de bandas de ruedas para fat bikes se diferencian en pocas cosas y si es la primera vez que lleva una lo mejor será desgastar los que ya lleva para más adelante plantear cambiarlos por otro estilo de tacos de rueda.

Si le parecen unos neumáticos pesados podría intentar encontrar alguno más ligero, pero realmente podría perder en calidad de la pared del neumático siendo más blando y propenso a deformarse los neumáticos por cualquier imperfección del terreno con incluso más pinchazos molestos, tenga en cuenta que a veces lo barato sale caro.

Quizás son algo más elevado el coste de cambiar una cámara de fat bike en un taller y de la misma manera la gomas nuevas gordas son más caras al necesitar más material de caucho para la fabricación y disponiendo de tacos más extremos y pronunciados que te ayudan a agarrarte al terreno.

Suspensión en las fat bikes

En el pasado era extraño ver modelos de fat bike con suspensión, pero ya hemos dicho que realmente no podemos usar los neumáticos anchos para usarlos como amortiguador, así que poco a poco la aparición de diseños con al menos suspensión delantera empezaba a verse en opciones de buena calidad posibles para adquirir.

En definitiva para lo que sirve tener unas ruedas más anchas es para tener más goma en contacto con el suelo o superficie, también se deforman algo más con las imperfecciones pequeñas del terreno, por su parte media que es la que se encarga de esta absorción extra, pero lo dicho no tanto como cualquier suspensión de 120 mm o más.

Como tienen este contacto extra para curvas recibes ese potencial extra sumándose a algo de estabilidad y tracción, si se le suma una buena marca de suspensión delantera que pare golpes, esquinas pronunciadas, rocas medianas y grandes.

Así que si prefieres una fat bike eléctrica con suspensión tendrás que aumentar en cierta medida el presupuesto quizás unos 150 € incluso 300 €, para hablar de opciones de grandes marcas profesionales con bloqueo en el manillar, regulación de sensibilidad de recorrido, algunas de estas podrían ser RockShox, Manitou, Fox, entre otras.

Te recomiendo encarecidamente que si vas a adquirir alguna bici con estas características te plantees la posibilidad de incorporar suspensión delantera ya que tus muñecas agradecerán los mucho menos golpes que reciben a no ser que sepas que siempre la usaras por asfalto o sitios poco bacheados.

Infla los neumáticos de la fat bike correctamente

El concepto de tener una buena presión de neumáticos no solo es para las fat bike ya que es recomendable revisar cada 20 días las ruedas, en el caso de las bicicletas fat la presión puede llegar a ser de 10 psi.

Aquí te recomiendo que si dispones de este tipo de bici bajes los psi a 7.5 o 8 sobre todo en terrenos de tierra o irregulares en general, con esto vas a prevenir los pinchazos ya que al estar menos dura la haces más flexible.

También ten en cuenta que estos tipos de rueda más ancha tienden a perder antes el aire con lo que sería recomendable revisar presiones y poner todo a punto, para no llevarse sorpresas desagradables en mitad o incluso al comienzo de una salida de ruta ciclista con amigos y conocidos.

Si hablamos de manera general, existen normas que aplican para toda la Unión Europea, que no solo deben cumplir los ciclistas, sino también los fabricantes de bicicletas. Ahora, en una forma cada específica, cada comunidad autónoma se rige por sus propias reglas cuando se trata de bicis eléctricas.

Las bicicletas eléctricas no pueden circular por las aceras, cosa que comparten con las bicis tradicionales, ya que, como cualquier otro vehículo, deberán circular por la calzada.

Bujes de rueda y pedales distintos

En cuanto entras a cualquier sitio especializado en bicicletas lo que más llama la atención del lugar son este tipo las fat bikes, aunque bueno para gustos colores quizás te llamen más la atención una eléctrica de carretera o de montaña todo depende de tus necesidades.

Y bueno está claro que si queremos ruedas anchas necesitamos bujes y pasos de rueda más ancho asique la bicicleta se ve afectada en un ensanchamiento estructural y también se ve modificada la parte de los pedales, donde su estándar de pedaleo pegado se ve ampliado para no dar en las ruedas tan amplias.

En la parte delantera normalmente se suele colocar un buje de 150 por 15 mm así ya puedes hacerte a la idea de que esas dimensiones son de fat bike.

Para el buje trasero hay más variedad pero hablamos de una media de 185 a 195 mm por 12 mm, la verdad que son bicis muy anchas que no suelen gustar a todo tipo de público, siempre puedes elegir menos medida para no hacer un cambio tan drástico.

Por decir una medida media encontramos alrededor de bujes de medida de 170 mm que serían la mejor opción mirando calidad precio, la tendencia del mercado es ir a la más anchas de todas de 200 mm pero eso se irá viendo según el volumen de ventas.

Materiales de los cuadros de bicicleta o marco

Aquí lo único que se puede decir es que disponer de un cuadro de distinto material en lo único que afectará es en el peso total. En lo que a tema de conducción no existe ningún tipo de mejoría, quizás aumente la solidez a caídas muy duras dado que el carbono y titanio a parte de ligeros son muy resistentes.

Si dispone de economía suficiente como para adquirir una bici de carbono y va a ser para uso frecuente ni lo pienses más ve a por ella, creo que gastar en una en titanio es casi descabellado si no te dedicas profesionalmente a ellos, pero siempre estarán los siempre confiables de aleación de aluminio, que para la poca diferencia de peso que tienen son más que suficientes para el uso de una persona media.

Mencionar que también existen de acero pero estos ya si son los más pesados de todos y dependiendo de la pintura más fácil de oxidarse si puedes evitarlos sobre todo para las fat bike elige cualquiera de los otros materiales para que dure mucho más tiempo.

Los cuadros de las fat bikes tienen la única diferencia que la parte de la horquilla delantera y los pasos de rueda de la parte de atrás son más anchos dando más holgura y colocar con más facilidad las ruedas anchas que en los modelos MTB no entrarían.

En los modelos fat podemos encontrar 3 modelos diferenciados según si llevan suspensión o no, estos son cuadros rígidos donde no disponen de amortiguación por ejemplo una de paseo, las hardtail las cuales disponen de la horquilla con suspensión delantera y las últimas las full suspensión o doble suspensión las cuales son las más caras dado los componentes y son las mejores en cuanto a rendimiento extremo por rutas de bicicleta de montaña.

Frenos

Al tener estas ruedas anchas y tener más peso no se encuentran bicicletas fat con frenos de zapata y es que sería una locura impensable, mínimo deben tener frenos de disco accionados por cable, para mi gusto y la poca diferencia de precio que tienen no merece la pena si se puede elegir unos que sean con aceite hidráulico, pero siempre hay alguna excepción.

Creo que ese extra de precisión que ofrece disponer de la forma hidráulica hace que detengas la bici en menos distancia, obteniendo un tacto en las manetas más confortable y suave. Mire las múltiples opciones que ofrece el mercado verás que no hay precios desorbitados para los modelos hidráulicos con prestaciones superiores.

La opción de los frenos de disco mecánicos también es más recomendable si la bici va a estar en constante contacto con los terrenos fríos de nieve y temperaturas bajo cero, entonces sí tendrán sentido ya que el líquido hidráulico podría llegar a congelarse siendo menos eficiente

Las Mejores Fat Bikes Eléctricas del 2020

1. Fat Bike Eléctrica Tucano Monster HB

Tucano Bikes Monster HB

Para comenzar a hablar de modelos fat encontramos una bicicleta eléctrica plegable con una rueda no muy grande en cuanto a su diámetro de 20 pulgadas pero con una anchura perfecta para notar ese extra de agarre.

El motor cumple con los establecido en la ley de España sobre las bicicletas eléctricas con un máximo de 250 W junto con su batería integrada de 36 V y 10 Ah ensamblada por la conocida marca LG, fabricante de televisores, sistemas de sonido, pilas y baterías de litio.

La autonomía varía según los niveles de ayuda que ofrece el motor, donde ajustamos el gasto de energía que absorberá, pudiendo variar entre 25 y 50 km para la versión de empuje solo por motor hasta llegar a los 80 km pedaleando y usando de vez en cuando su motor, también hay que tener en cuenta el peso del conductor, tipo de recorrido sobre todo si tiene muchos desniveles.

La Tucano ofrece una eficiencia de frenada bastante alta al portar unos frenos de disco para ambos ejes, además cuenta con un cambio de 7 velocidades de la marca Shimano, que junto a la pantalla LCD nítida que dará la información en todo momento del estado de las baterías y kilometrajes recorridos.


2. Fat Bike Eléctrica 1000 W

2. Fat Bike

Si buscas un modelo plegable pero con prestaciones más cañeras y de calidad, encontramos una bicicleta que ofrece unos neumáticos de diámetro normal de 26 pulgadas y una anchura de 4 pulgadas, a su vez dispone de un motor eléctrico de 48 V y 1000 W con los que podrás llevar al máximo a la bici.

El cambio Shimano de 21 velocidades es una auténtica maravilla que te dará mayor adaptabilidad, ya que con él te costará menos esfuerzo el pedaleo, en cuanto a la horquilla delantera y amortiguador trasero que también vienen incluidos, harán que los viajes sean más cómodos sea cual sea el camino o ruta de piedras, baches y imperfecciones.

Los 3 métodos posibles de conducción la hacen muy versátil, pudiendo ser totalmente eléctrica, asistida o simplemente modo sin motor eléctrico como si se tratase de una bici normal. Le tenemos que añadir que lo bueno de ser plegable es que puedes llevarla a cualquier parte incluso en un coche pequeño.

La pantalla dispone de un modo nocturno que le dará un extra de brillo garantizando la visibilidad en todo momento del kilometraje, batería restante, velocidad, entre otros tiempos. Luz roja de visibilidad para la parte trasera justo debajo del sillín y en la parte frontal una luz de doble LED que te ayudará en las noches oscuras.


3. Fat Bike Eléctrica Plegable Revoe Dirt VTC

Revoe e-bike Dirt Vtc

Para obtener la máxima autonomía y velocidades de hasta 25 km/h, esta bicicleta de motor potente con 250 W será perfecta para acompañarte en tus aventuras por la montaña y los terrenos más extremos, al contar con unas ruedas de 20 pulgadas que le dan la mayor estabilidad, agarre y tracción en cualquier superficie.

Se trata de una fat bike que destaca por su diseño deportivo y elegante, por lo que puedes combinar perfectamente el estilo, con un gran desempeño y una bicicleta de gran calidad.

Se adapta a todo tipo de terreno, sean de gravilla, arena, nieve e incluso tierra batida, destacando también su pantalla led que cuenta con tres modos de asistencia al pedaleo, pudiendo configurar cualquiera de los niveles entre 6 km/h, 15 y 25 km/h, dependiendo de qué tanta fuerza necesites adicional para pasar por pendientes o colinas.

Y si hablamos de compatibilidad, es una bicicleta muy fácil de transportar a un lugar a otro porque, a pesar de su peso de casi 30 kilos por sus grandes llantas, es un modelo plegable que entrará de manera sencilla en tu coche, para luego desplegarse en segundos de una forma práctica y ágil, gracias a su sistema diseñado para ser sencillo y eficaz.


4. Fat Bike Eléctrica Marnaula Tucano Monster

Marnaula-Tucano Monster

Con una fat bike, lo primero que se busca es que sea una bicicleta fuerte, capaz de transitar por los caminos donde una montañera se quedaría corta y es aquí donde modelos como este de la marca Tucano es capaz de llevarte por cualquier sendero, al contar con una asistencia al pedaleo óptima y unas llantas de 19 pulgadas que dan el soporte necesario en diferentes terrenos.

Es una bicicleta plegable y potente, con 500 w y un motor de 48 v, además de una pantalla led en la que puedes ajustar cualquiera entre sus 9 niveles de ayuda, aunque debes tomar en cuenta que es un modelo que puede llegar a los 33 km/h, por lo que se ajustaría a otras normativas diferentes de una simple bicicleta eléctrica.

La bicicleta no lleva acelerador de serie para que pueda funcionar sin pedalear, pero cuenta con una preinstalación que permite acoplarlo con facilidad, aunque su uso no es aconsejable por el fabricante, al considerar que disminuye la vida útil tanto del motor, como de la batería.

Su fabricación en aluminio hace que sea una bici más livianas que otros modelos eléctricos y de llantas anchas, llegando a pesar unos 18,5 kilos sin sumar el peso de la batería.


5. Fat Bike Eléctrica Shengmilo 48 V 1000 W

Fat Bike Eléctrica Shengmilo
Hecha en un material de aleación de aluminio, se trata de una fat bike en la que garantiza su durabilidad, con doble absorción de impactos que aumentará tu comodidad al conducir, sobre todo en los terrenos más difíciles.

Tiene un motor de 1000W sin escobillas, con una velocidad máxima de 25 km/h, que entra en los límites de las regulaciones sobre bicicletas eléctricas en España, brindando un excelente nivel de asistencia al pedalear que te permitirá llegar a todas partes con tu potente bici. 

Es una bicicleta que permite utilizarla sin la parte eléctrica, en su modo de conducción humana, contando con un sistema de cambio Shimano de 21 velocidades.

De igual manera, cuenta con unas llantas anchas que absorben de gran manera los golpes y los choques, tratándose de un vehículo versátil que podrá pasar por diferentes caminos, siendo una excelente bicicleta de turismo, viaje y montaña.

Destacan también su batería de litio con protecciones contra sobrecarga y descarga, su sistema de freno de disco hidráulico que protegen durante la conducción y un sistema de asistencia de transmisión directa del eje central que se encarga de distribuir de forma inteligente la energía eléctrica.


6. Fat Bike Eléctrica NCM Aspen

NCM Aspen

Para mi esta última es de las mejores en lo que a calidad precio se refiere ya que une elementos como un motor Das Kit colocado en la parte trasera con los 250 W regulados y legales para poder circular en España sin necesidad de licencias extras o seguros.

El cuadro es una de las partes robustas y construido de una manera eficiente que ha sido rigurosamente probado dando una nota excelente en lo que a robustez y ligereza se refiere. Junta piezas de calidad de marcas como Shimano y Tektro las cuales llevan muchos años ofreciendo accesorios y componentes para bicicletas de alta calidad incluso competición.

Dado que los cambios y desviadores son Shimano éstos ofrecen un sistema suave y eficiente de 21 velocidades que junto a las baterías de 48 voltios de iones de litio pueden ofrecer hasta 120 km de autonomía, dispone de un puerto usb por si necesitará cargar el Smartphone o cualquier dispositivo que lleves encima.

Gracias a disponer de este conjunto de motor y batería extraíble arrojan un empuje total de 62 Nm más que suficientes para darte ese empuje extra en las pendientes empinadas. Así que si vas en busca de una bici fat bike de calidad con unas dimensiones aptas para estaturas entre 1,70 y 1,85 metros esta es la mejor reuniendo unas prestaciones excelentes en todos los sentidos, la horquilla delantera de largo recorrido amortiguará los baches que te vayas topando.


Cómo elegir un cuadro para una fat bike eléctrica – Guía completa

Las fat bikes cada vez son más populares, con sus grandes llantas y suspensión hacen que todos los terrenos sean accesibles, así que no es sorpresa que más personas se interesen en ellas. Ahora bien, estas, como cualquier otra bicicleta, puede armarse de acuerdo a nuestras preferencias, con piezas y componentes que podemos elegir, como también comprar un modelo ya hecho.

El punto es que, en cualquiera de los casos, una pieza esencial en la bicicleta, además de sus características llantas, es un marco rígido, resistente y ligero que soporte todos los golpes y que brinde el mejor desempeño, por ello resulta necesario conocer cómo elegir uno que tenga las dimensiones correctas, el peso adecuado y la suspensión que buscas en una bici.

Las fat bikes cuentan con cuadros de bicicletas de montaña, generalmente tienen un tubo superior inclinado que permite al ciclista tener un mejor control durante saltos, al flexionar sus rodillas de una forma más completa.

Pero, estos marcos no son completamente iguales a los de una MTB, se diferencian en que tienen una horquilla y unas vainas de mayor holgura, hechas de esta manera para poder soportar las ruedas más anchas.

Se pueden encontrar tres tipos de cuadros para fat bikes según su suspensión, siendo estos:

Rígida: Sin suspensión

Hardtail: Únicamente con suspensión delantera

Full suspensión: Con suspensión delantera y trasera

Peso:

Sea porque quieres armar tu bicicleta desde cero o planeas comprar una nueva, tomar en cuenta el peso del vehículo es uno de los factores más importantes cuando buscas un mejor desempeño, ya que nadie quiere llevar una bici que sea demasiado pesada y dificulte el pedaleo.

Es aquí donde elegir un material ligero, pero resistente, te ayudará a ahorrar algunos kilos adicionales del marco de la bicicleta, donde el aluminio y la fibra de carbono son favoritos para la fabricación de este tipo de bicis.

El aluminio tiene la ventaja de que es un tipo de metal menos costoso que otras opciones, además de brindar una gran resistencia y durabilidad, además de no aportar un peso exagerado al marco de la bici.

Por otro lado, tenemos los cuerpos de bicis fabricados en fibra de carbono, un material que destaca por su gran durabilidad, sin contar que su peso es de lo más ligero, haciendo que las bicicletas sean muy livianas.

En cualquier caso, ambas opciones son ideales en la fabricación de marcos de bicicletas, dándote un vehículo liviano y de gran resistencia.

¿Suspensión hardtail o full suspensión?

Al elegir un marco para bici, este debe ir en sintonía con el tipo de pedaleo que realices y en dónde lo realices, ya que esto ayudará a definir el tipo de suspensión que realmente necesitas.

Si disfrutas del estilo Downhill, lo mejor es que optes por una bicicleta de full suspensión, mientras que, si quieres tener mayor espacio para la aventura en montañas, nieve o arena, es recomendable elegir una bici de cola dura o con suspensión hardtail.

Es necesario tomar en cuenta de que, si se trata de una fat bike con suspensión, no es aconsejable el uso de llantas que sean superiores al tamaño que indican sus especificaciones, ya que en el caso de que se compactara la suspensión al momento de una caída, esta podría chocar con la rueda haciendo que se bloquee.

Espacio para las ruedas:

Si estás planeando cambiar el marco de tu bici o quieres cambiarte a una fat bike, un factor clave está en elegir un cuadro que tenga espacio suficiente para las ruedas anchas que caracterizan a estas bicicletas, lo que es conocido como el paso de rueda.

Esto se define como la altura y el ancho disponibles que hay en la horquilla al momento de instalar la rueda. Es necesario conocer la medida exacta al momento de elegir, de esta manera evitaremos que la horquilla se quede pequeña y el roce termine causando problemas.

Tomemos en cuenta que una bicicleta tradicional de montaña cuenta con unas ruedas que están en un rango habitual entre las 2.8” y 3” pulgadas, mientras que para las Fat Bikes, las ruedas son enormes y pueden llegar hasta las 5” pulgadas.

6 cosas que debes saber sobre las fat bikes

Fat-Bike-Electrica

Contabilicemos algunas de las ventajas que ofrecen las fat bikes, puede que a todo el mundo no acaben gustando o encajando al perfil de bici que busquen, pero de seguro deberías conocer estas cosas sobre ellas.

Agarre ante cualquier situación del terreno

Dado el tamaño de los neumáticos se pueden llevar incluso a baja presión, en algunas ocasiones cuando el terreno es muy inestable como en las dunas del desierto o arena de playa donde la presión de las ruedas baja de 1 bar, algo impensable para modelos de carretera o de montaña.

Versatilidad en rutas

Ya hemos contado que estas bicis no son muy rápidas en asfalto, lo que sí ofrecen es una versatilidad en terrenos duros y que otras bicis no pueden alcanzar, como arena, barro, rocas sueltas. Los más aventureros y extremos son el público que más adquiere una.

Diversión en cada pedaleo

Todavía recuerdo mi cara la primera vez que probé una fat, una felicidad y asombro muy reconfortante y es que las primeras veces te sientes casi hasta raro pero te vas acostumbrando y al final es magia te atrapa lo cómoda que es ante cualquier adversidad.

Es más difícil pinchar los neumáticos anchos

Al tener una llanta ancha evitas los posibles pellizcos que puedan ocasionarse, a su vez son algo más duros o con recubrimiento interno extra por lo que los objetos punzantes y la baja presión de los neumáticos favorecen el pinchar de forma menos regular.

Sorprende por donde pasa

Muchas miradas van a ir hacia a ti o al menos a la bicicleta en la que te encuentras montado en esos momentos, así que bueno entre caras de asombro e interés puede incluso que hasta te pregunten.

Como van de peso

Aquí realmente es alguna de las cosas negativas que puede haber ya que las ruedas son más pesadas y seguramente vamos a notar en el momento que tengamos que dar pedales cuesta arriba, es evidente que disponer de la mejor fat bike eléctrica ayudará en esta labor.

¿Las fat bike vienen para quedarse o son una moda pasajera?

Bueno nosotros no somos quien para decidirlo, mucha gente dice que es una moda pasajera, en lo que a España las ventas han ido aumentando poco a poco, en países como Estados Unidos las ventas son más constantes ya que en ese mercado lleva existiendo mucho más tiempo.

También al estar limitadas a un sector del mercado de tipo entusiasta ya no solo por el elevado coste si no por estar más dirigidas a gente que vaya por caminos de tierra, haciendo estas bicis todoterreno divertidas pero con un nicho de exclusividad, que desde aquí te decimos que viene para quedarse mucho más tiempo dado que incluso marcas españolas han creado modelos fat avanzados y que ofrecer a sus clientes vip.

Ventajas y desventajas de las fat bike eléctricas

Ventajas

Son perfectas para rutas imposibles o caminos con nieve, barro e incluso arena fina.

Al disponer de neumáticos más anchos cambia ligeramente la geometría dándole comodidad.

Llantas muy fuertes que permiten pasar por cualquier obstáculo.

Más agarre al tener más superficie de neumático en contacto con el terreno, tacos más gruesos.

Al tener motor eléctrico tenemos un extra de potencia aparte del pedaleo.

Desventajas

Con las llantas más fuertes y neumáticos anchos añadimos peso extra en comparación con otras bicicletas.

El asfalto no es el punto fuerte de las fat, son lentas en estos terrenos pavimentados.

Necesitas usar más el peso de tu cuerpo para poder girar o maniobrar de manera más eficiente.

Tiene un mercado más limitado porque su diseño extravagante puede no agradar a todos, haciendo que se encuentren menos modelos entre los cuales elegir.

Generalmente suelen ser modelos más caros al necesitar el extra en las ruedas y añadiendo las partes eléctricas, si suelen ser más costosos que las bicicletas de montaña regulares.

Preguntas frecuentes

🚵‍♂️ ¿Para qué es buena una fat bike?

Las fat bikes son increíbles cuando se trata de tener la máxima tracción y agarre en los terrenos más difíciles, ya que están diseñadas especialmente para reducir la presión acumulada entre el ciclista y su bici, añadiendo mayor superficie de contacto con el suelo. Estas bicicletas son lo ideal si buscas un modelo de fuerza, en lugar de velocidad.

🚵‍♂️ ¿Las fat bikes son difíciles de llevar?

En principio, se llevan como cualquier otra bicicleta, solo debes tomar en cuenta que, al ser bicis diseñadas para andar en los terrenos más difíciles contando con una estructura más pesada, cuentan con kilos adicionales que quizá pueda hacer el pedaleo más difícil en superficies como el asfalto o el pavimento.

🚵‍♂️ ¿Cuánto cuesta una fat bike?

El precio de las fat bikes dependerá de factores como sus componentes, marca y tamaño, aunque en una media aproximada se pueden encontrar en un rango que va desde los 400 €, hasta modelos de la más alta gama costando hasta 4000 €, sobre todo para las opciones eléctricas.

🚵‍♂️ ¿Merece la pena comprar una fat bike?

Las fat bikes son perfectas si quieres una bicicleta que pueda andar en cualquier tipo de terreno, incluso en la arena de la playa, cosa que no se consigue con una bicicleta de montaña tradicional, por ello, si buscas una bici con la que tengas un mayor agarre en cualquier superficie, estas opciones de ruedas anchas son ideales y merecerá la pena.

🚵‍♂️ ¿Se pueden llevar fat bikes en pavimento?

Sí, aunque no sean las bicicletas más aptas para este tipo de terreno, se pueden llevar igualmente con comodidad.

🚵‍♂️ ¿Las ruedas anchas pueden ir en cualquier bicicleta?

En este aspecto debes evaluar el paso de rueda de la bicicleta, de esta manera podrás saber si las ruedas de mayor pulgada entrarán y habrá espacio suficiente para que la llanta vaya sin roces.

🚵‍♂️ ¿Las fat bikes son más seguras de llevar?

Las fat bikes son de lo más seguras cuando se trata de llevarlas en pedaleos nocturnos, situación en la que la poca visibilidad puede hacer que caigamos en agujeros o baches con mayor facilidad, pero que gracias a sus anchas llantas sentirás que no ha pasado nada. En términos de ciclismo de montaña o de Trail, tienden a ser tan seguras como cualquier otra bici de montaña.

Deja su mensaje